La importancia de leer La bola, de Emilio Rabasa, en tiempos pre-bólicos

as, una de iure (Coderas) y otra de facto (Cabezudo), o más aún, para ponerlo en vocablos de Hegel, la eterna y necesaria disputa entre el amo y el esclavo que en este caso son, respectivamente, la autoridad gubernamental y la masa informe del pueblo, fuerzas ambas militares, eso sí, porque títulos y armas ha habido desde siempre, y proclamas de legitimidad, y “principios justos”, y todo lo que ya sabemos que se enarbola a la hora de los trancazos –la hora de la verdad–.

vía La importancia de leer La bola, de Emilio Rabasa, en tiempos pre-bólicos.

Imagen

Nou article sobre Nikita Mikhalkov després de que intenti convèncer als ucraïnesos pro-Rússia que aixafin als opositors nacionalistes. El senyor em cau molt malament i el seu cine em sembla molt revelador de la seva manera de pensar.

Llegir aquí.

 

Mesa Redonda II: ¿Por qué escribir?

Originally posted on El Lector Profesional:

En su primer texto para El Lector Profesional (aquí), José Manuel Cuéllar reflexionó sobre el poder (no) libertador de la escritura y su enorme capacidad (de no hacer nada). Más tarde, cuando él mismo explicó cómo encontró a Gabo en el dentista, dejó ver de nuevo que las relaciones entre literatura y vida son múltiples y muy fecundas, aunque no siempre sean evidentes o incluso deseables. La pregunta de esta quincena será: ¿Por qué escribir? ¿Qué esperamos o deseamos al empuñar la pluma? ¿Bastan buenas intenciones para escribir un texto interesante?

View original

“A partir de ahí pensé que La notte podía confundirse con un producto de marketing, porque había en sus encuadres y en sus personajes y en su disposición de la trama algo así como un truco, una relación directa entre el autor y la obra que, si no se convertía en premios y reconocimiento y público, por lo menos sí en rédito cultural que haría que las obras de Antonioni se analizaran del derecho y del revés porque había, tras ellas, una gran figura artística; ese gran yo que el pequeño autor del que hablé antes limitó única y peligrosamente a los medios de publicación. Había, en definitiva, un interés que superaba lo meramente artístico y cinematográfico y revelaba el cine como otro medio más a través del cual alimentar y engrandecer el ego (y el bolsillo) de uno mismo.”
ow.ly/x892W